Decenas de miles protestan en Barcelona contra la ley de amnistía

Decenas de miles protestan en Barcelona contra la ley de amnistía

Bajo el lema «En mi nombre no: ni amnistía ni autodeterminación», la protesta reunió, aunque no al frente, a los líderes de los partidos de derechas, PP y Vox, respectivamente Alberto Núñez Feijóo y Santiago Abascal, así como así como el líder de Ciudadanos en Cataluña, Carlos Carrizosa.

Lo que está en juego es la negociación, entre los socialistas del PSOE y los partidos independentistas catalanes para formar un gobierno en España -donde la crisis política se prolonga desde julio- de una amnistía para aquellos involucrados en el intento de autodeterminación de Cataluña en 2017.

El día 3, y tras un primer intento frustrado de Alberto Núñez Feijóo (el más votado en las elecciones de julio) de formar gobierno, el rey de España nombró al líder del PSOE, Pedro Sánchez, para hacerlo.

Ese día, el recandidato al cargo de presidente del Gobierno de España no negó la posibilidad de amnistía para los implicados en el intento de autodeterminación, afirmando que es el momento «de la generosidad y la política».

Hoy, en respuesta, la Societat Civil Catalana (SCC), una organización de base creada en 2014 con el objetivo de promover la unidad entre Cataluña y España y combatir el movimiento independentista, llenó el Passeig de Gràcia, en Barcelona.

Según la organización, la marcha reunió a 300.000 personas, cifra que la policía de Barcelona rebajó a 50.000.

El vicepresidente de la SCC, Álex Ramos, añadió que 400 mil personas siguieron la protesta a través de internet, vía ‘streaming’.

En la marcha, donde se escucharon consignas como «Puigdemont, en prisión», en referencia al líder del independentismo catalán, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, y otros líderes políticos del PP en las regiones de Andalucía, Murcia y Aragón.

En uno de los carteles descritos por la agencia española Europa Press, el rey Felipe VI era acusado de cobardía, por «vender España por cinco votos», y en otro prometía: «Ni olvido, ni perdón».

El jefe de la marcha portaba una bandera gigante de España, acompañada de otras banderas traídas por los manifestantes, de la Unión Europea, de Cataluña, de la Policía Nacional e incluso de Vox (partido de extrema derecha), pese a que la organización había pedido a los participantes que no la llevaran. símbolos del partido.

Hubo algunos momentos de tensión entre participantes y personas que expresaron una opinión contraria, pero no hubo informes de agresión, según la agencia española Europa Press.

La agencia española Efe informa que la policía de Barcelona detuvo a una mujer -que sostenía un cartel que criticaba al rey Felipe VI por nombrar a Pedro Sánchez para formar gobierno e intentaba llegar al inicio de la marcha- por desórdenes públicos y agresiones a los agentes. de seguridad, después de que recurriera a un ‘spray’ de autodefensa contra varias personas a su alrededor.

Cerca de tres mil personas podrían beneficiarse de una amnistía, ya que el proceso judicial no sólo apuntaba a miembros del entonces gobierno regional y del parlamento autonómico, sino también a cientos de alcaldes o directores de escuelas, por ejemplo, que autorizaron la apertura de espacios para la celebración de la referéndum sobre la independencia de Cataluña, el 1 de octubre de 2017, que había sido declarado ilegal por el Tribunal Constitucional de España.

(Noticia actualizada a las 17:32)

Publicaciones Similares